Santa Cruz Limpia

El Blog de Santa Cruz Limpia

Tablas de surf fabricadas con tapones de corcho reciclados

12 Junio 2018 0 comentario

Con la llegada del verano las playas se llenan de aficionados a los deportes que se practican en el mar y el surf continúa siendo la actividad preferida por muchas personas. Pero pocos de estos deportistas sabrán que existe la posibilidad de construir tablas de surf ecológicas con tapones de corcho reciclado.


La fabricación de una tabla convencional de espuma produce una emisión de unos 50 kilos de CO2 y más de 110 gramos de sustancias nocivas orgánicas a la atmósfera. Sin embargo, el proceso para fabricar de una tabla de corcho con tapones usados es inocuo y atóxico. Así, con unos 3.700 tapones de corcho se confecciona una tabla de surf grande; con 2.500, una mediana, y con algo más de 1.000, una tabla pequeña.

El procedimiento para poder construir estas tablas de surf a partir de corcho reciclado es sencillo. Los tapones se trituran y se tamizan convirtiéndose en gránulos muy pequeños sin impurezas que sirven como nueva materia prima. Este material posee propiedades físicas y estructurales idóneas para la fabricación de tablas de surf; como por ejemplo su ligereza, ya que el 88% de su volumen es aire, elasticidad, alta impermeabilidad y un coeficiente de rozamiento elevado, aspectos que le permiten una gran adherencia.

Con el objeto de mantener el máximo respecto posible con el medioambiente, en todo el proceso de fabricación de las tablas se emplea resina de pino y cera de abejas, así como fibras naturales y biorresina para los acabados.

Además de tablas de surf, con el corcho reciclado es posible fabricar multitud de objetos como pueden ser pavimentos, combustibles para fábricas, plantillas de calzado, todo tipo de soportes, materiales de aislamiento para edificios, etc.

El corcho es un producto completamente natural, renovable y biodegradable. Su producción no supone ninguna contaminación ni perjuicio al medioambiente ya que se obtiene mediante el descortezamiento del alcornoque. Además, la existencia del corcho también sirve para fijar CO2 en la atmósfera de modo que cada tapón de corcho natural es responsable de la fijación de 112 gramos de CO2, mientras que los tapones artificiales, de aluminio o de plástico, no solo no retienen, sino que emiten 37,2 gramos y 14,8 gramos respectivamente. Además de que estos últimos tardan más de 300 años en degradarse.

Añadir comentarios
  • No se han encontrado comentarios

Localización

Avda. Tres de Mayo, 40 2º
38005 Santa Cruz de Tenerife

Cómo llegar en guagua: líneas urbanas 232, 233, 238, 905, 920, 921, 934, 937

Contacte con nosotros

Contacte y resuelva sus dudas

  • Teléfono: 922 224 849