Santa Cruz Limpia

El Blog de Santa Cruz Limpia

Aquí no se tira nada: reciclaje industrial

04 Julio 2017 0 comentario

El sector industrial genera continuamente multitud de desechos que son producto de su propia actividad, entre los que se encuentran las estructuras de las grandes bobinas de cables de red eléctrica o de telefonía, restos de vigas de hierro, palets de madera, recortes de tuberías, escaleras, andamios, neumáticos, bidones metálicos, planchas de metal o plástico, piezas de maquinaria, etc.

En la mayoría de las ocasiones todos estos materiales terminan en los puntos limpios o son enviados a plantas industriales de reciclaje donde se procesan para su reutilización. Sin embargo, desde el punto de vista del reciclaje creativo, constituyen un filón de ideas interminable.

Este es el caso de las mencionadas bobinas, grandes estructuras cilíndricas de madera que, una vez terminado el cable que llevan enrollado, pueden reutilizarse en otros objetos como originales mesas, tanto para interior como para exterior; mesitas de centro, bancos, zapateros, estanterías circulares, soportes para mangueras de jardines e, incluso, en un práctico botellero o minibar.

Por otra parte, los restos y recortes de las grandes vigas de hierro que se utilizan en la construcción de naves industriales y edificios se pueden convertir rápidamente en asientos y bancos, tanto para el exterior como para el interior de un vivienda, con solo colocarles encima un tablero de madera y pintarlos de los colores preferidos.

Dependiendo del peso, forma y tamaño, las piezas de maquinaria industrial también pueden reciclarse en numerosos objetos como soportes para parasoles, lámparas, botelleros, originales patas de mesa o improvisadas esculturas, entre otros.

Los bidones de aceite o cualquier otro líquido industrial necesitan un tratamiento previo de limpieza a fondo para su posterior utilización. Una vez limpios, estos depósitos de pueden transformar fácilmente en multitud de objetos, desde barbacoas a todo tipo de asientos, pasando por columpios, pequeños armarios, fregaderos, lavabos, soportes para bicicletas y muchos más.

El reciclaje creativo de motores resulta especialmente atractivo para los aficionados a los vehículos. En este sentido, bastará una limpieza a fondo para convertir un simple motor en la pieza más atractiva del mobiliario de una vivienda, dándole un nuevo uso como soporte para una mesa o botellero.

Los restos de tuberías de cualquier material también tienen un amplio abanico de posibilidades desde la perspectiva del reciclaje creativo, pudiendo transformarse en multitud de soportes para mesas, estanterías, lámparas, colgadores, armarios, camas, sillas, sillones, botelleros y otros muchos elementos de mobiliario y decoración.

A todos estos materiales también hay que añadirle los conocidos palets de madera, de los que ya hemos hablado en otras entradas de este blog, cuya utilización para construcción de cualquier clase de objetos constituye toda una corriente mundial en lo que a reciclaje creativo se refiere.

Añadir comentarios
  • No se han encontrado comentarios

Localización

Avda. Tres de Mayo, 40 2º
38005 Santa Cruz de Tenerife

Cómo llegar en guagua: líneas urbanas 232, 233, 238, 905, 920, 921, 934, 937

Contacte con nosotros

Contacte y resuelva sus dudas

  • Teléfono: 922 224 849